Welcome to MEIKO. Please select a country and click "confirm".

Las instalaciones para el tratamiento de desechos alimentarios de MEIKO convierten los restos de comida, problemáticos y difíciles de eliminar en desechos orgánicos limpios, fáciles de manipular.  

De este modo pueden utilizarse varias vías de reciclado:

  • Instalaciones de compostaje
  • Instalaciones de biogás
  • Depuradoras – Depósitos de desechos orgánicos
  • Vertederos

Los restos de comida son conducidos ya sea a través de un canal de flotación, ya sea directamente hacia la unidad de trituración. Esta unidad de trituración está compuesta de un disco de trituración giratorio con anillo de tamiz, carcasa de bomba y motor.

Los restos de comida triturados acceden de forma continua al separador de sólidos, en el que son compactados y desaguados en gran parte.

La reducción de volumen puede llegar hasta el 85%.

El agua utilizada como medio de flotación se reutiliza permanentemente impulsada mediante una bomba propia. 
 
Las ventajas:

  • Enorme caudal máximo con una unidad trituradora de 5,5 kW de potencia: Restos de comida hasta 450 kg/h, mezcla de desechos alimentarios hasta 320 kg/h.
  • Ahorro de costes gracias a la reducción del volumen de hasta el 85%
  • Diseño de formas lisas, de fácil mantenimiento, que permite la máxima limpieza higiénica externa
  • El tanque de trituración se mantiene limpio fácilmente gracias a su cesta tamiz extraíble
  • Sencilla limpieza del separador de sólidos gracias a su tubo de tamiz con husillo sinfín fácilmente extraíble. Esto significa una limpieza higiénica máxima

Múltiples posibilidades de planificación técnica permiten una adaptación a casi todo tipo de especificación constructiva y organizativa: p. ej. varios trituradores pueden acoplarse a un separador de sólidos, incluso si estas estaciones individuales están instaladas en diversos pisos

En este sistema el triturador y el separador de sólidos están separados entre sí, de modo que el o los trituradores se instalen allí donde se producen los desechos (p. ej. en la zona de preparación o en el área de lavado de la cocina) y el separador de sólidos directamente en el área de desechos.

Los desechos se transportan higiénicamente, sin almacenamiento intermedio, a través de conductos entubados hasta el área de desechos.