Welcome to MEIKO.
Please select a country and click "confirm".
The clean solution

El lavavajillas de cinta transportadora Mi-Q en Zillertal: un descenso de primera para la vajilla

En el Mountain View, la vajilla usada inicia un viaje de 100 m.

Schultz Gruppe am Gipfel des Berges

Si el huésped gasta más de 50 euros en un billete de día en la zona de esquí, el precio debe corresponderse con el servicio recibido. Heinz Schultz entiende eso. Su grupo empresarial es uno de los operadores de telesillas más grandes de Austria, además de uno de los más exitosos. La empresa familiar del Zillertal no solo lleva gente y alegría a las montañas, sino que ofrece la mezcla perfecta de arquitectura, naturaleza, estilo de vida y turismo.

Heinz Schultz y su grupo de empresas demuestran que eso es posible en el restaurante Mountain View (estación de esquí del Hochzillertal) o en la estación de esquí de Spieljoch/Fügen, dos de las cinco estaciones de esquí de este grupo empresarial. En muchos otros hoteles y restaurantes, la empresa familiar, que cuenta con unos 1000 empleados, se siente igual de satisfecha  de poder demostrar su valía.

Ya sea una hamburguesa, pasta, pizza o platos tradicionales del Zillertal: quienes los disfruten en Mountain View, por ejemplo, se encontrarán en uno de los lugares imprescindibles más elegantes y modernos de los Alpes austríacos. Con el Albergo, Schultz Gruppe ha llegado a la cima: un lugar donde puedes comer en el punto más alto de la zona de esquí. Todas las empresas de Schultz Gruppe tienen algo en común: la búsqueda de la máxima calidad para el cliente. «Para ello, hemos realizado algunas inversiones en los últimos años», dice Heinz Schultz, quien pudo comprobar que los esfuerzos de su familia y empleados «son muy apreciados por los invitados». 

Para Heinz Schultz, la receta del éxito es una mezcla de arquitectura fascinante y paisajes montañosos. Todo ello, sobre todo, sin renunciar a la calidad, tanto la suya propia como la de sus socios. Por ese motivo, se han decantado por MEIKO para todo lo relacionado con el equipamiento de la cocina del Mountain View y el Albergo: 100 metros de tecnología de transporte invisible se arrastran por el restaurante Mountain View. La vajilla usada desaparece de la barra de forma fiable, silenciosa y segura. No hay nada pendiente a la vista, ni un solo plato usado o restos de comida. Un control autoprogramable  se encarga de detectar dónde está el fallo en caso de posibles acumulaciones en la cinta transportadora.

«Durante la fase de planificación, hemos tenido en cuenta suficientes accesos a la tecnología de transporte para que nunca haya que molestar a un huésped si tiene que dejar hecho polvo a alguien», explica Manfred Fauler. Es el responsable de ventas de MEIKO en el Tirol y se ha encargado de la planificación junto con los responsables de Schultz Gruppe. En cuanto a la satisfacción del chef: «La tecnología de lavado es una parte vital ya que forma parte de la limpieza. La vajilla tiene que estar impoluta y el cliente no quiere ser molestado con cubiertos y vasos usados. Hemos tenido mucho éxito al aunar la sofisticada arquitectura de nuestra casa con la tecnología de lavado más moderna de MEIKO. MEIKO ha cumplido con las exigencias que nos hemos autoimpuesto en lo referente a la satisfacción de nuestros clientes», añade Heinz Schultz.

Además de la vajilla, también se colocan los recipientes vacíos en las cintas transportadoras. Una caja lleva más de diez kilos de botellas vacías a una báscula. La tecnología de cuatro correas de MEIKO es la solución excepcional para la gestión eficiente de recipientes vacíos. 

En el área de lavado de la cocina central en la planta central del edificio de tres pisos de Spieljoch se limpia también la vajilla de los pequeños restaurantes de la primera planta. Con ayuda de un elevador, pasa a los carros del lavavajillas de cinta transportadora M-iQ de MEIKO y pronto se sumará también la vajilla del tercer piso donde actualmente hay una zona de eventos en construcción. Al fin y al cabo, Schultz Gruppe es sinónimo de máxima calidad en el sector de los deportes de invierno austríacos y, según el propio Heinz Schultz, esto se consigue manteniéndose fiel a un lema muy sencillo: «La calidad debe superar al precio». Por eso, colaboran con MEIKO.